Seguidores

lunes, 4 de diciembre de 2017

John Green, Mil veces hasta siempre.

Cualquiera puede mirarte. 
Pero muy pocas veces 
encuentras a alguien 
que ve el mismo mundo 
que estás viendo tú.
Hasta el infinito 
se vuelve efímero 
cuando se cansa de dar vueltas 
sobre si mismo.

Esencia de vainilla.

¿Conoces la esencia de vainilla?, 
que la hueles y te mueres de ganas por probarla, pero cuando la pruebas, 
te das cuenta que te equivocaste y es horrible. Bueno, hay gente que es esencia de vainilla.

lunes, 27 de noviembre de 2017

Eduardo Galeano.

Como ves, soy jodido para querer.
La mayor parte del tiempo, me basta
con hacerlo. Sé que no es suficiente. 
Somos muchos los que andamos
con el cariño estropeado, pero
hay que tener valor para sacarlo de
adentro con estropeaduras y todo.
Me parece ahora que es algo que hay que
aprender, como tantas cosas en la vida. 
Nos moriremos aprendiendo,
si queremos vivir distraídos del morir.

viernes, 17 de noviembre de 2017

Carmen Naranjo.

Me gusta estar contigo, 
me está gustando… es más, 
creo que sin ti 
se angosta el espacio y falta aire.

Manuel Antonio de Almeida.

Si mis suspiros pudiesen
a tus oídos llegar
verías que una pasión
tiene el poder de matar.

Lo he hecho.

Echarte;
Es lo único que he hecho 
 toda mi vida.
Echarte… 
De menos, en falta, a todas horas...
Y es todo lo que quiero seguir haciendo.
Y te echaría. 
Te volvería a echar.
Un polvo, quizás dos.
Te echaría las manos al cuello
y a donde lleguen las ganas.
Mientras cierro la puerta a tu espalda.
Te echo.
Lo he hecho y lo seguiré haciendo.

Mario Benedetti.

Ojalá nunca hayas leído 
nada de lo que te he escrito, 
porque me destrozaría saber 
que a pesar de eso 
no me has buscado.

sábado, 4 de noviembre de 2017

Quetzal Noah.

Eres demasiado arte 
para alguien que carece
de sensibilidad.
Yo no quiero que nadie 
me diga que todo va a ir bien, 
quiero que me miren a los ojos y me digan: 
Esto se va a la mierda, pero yo me quedo.





Mirarla era como ver 
mil constelaciones unidas;
ya sabes, 
ella era muchas cosas bonitas 
pero, todas juntas, a la vez.

Bojack Horseman.

No te disculpes 
por lo que sientes. 
Es como decir perdón 
por ser real.

Sigmund Freud.

El neurótico ama 
a su síntoma 
como el psicótico 
a su delirio.

domingo, 22 de octubre de 2017

Se convirtió 
en todo lo que me obsesionaba.
Lo imprescindible.
Lo vital.
Era cada mirada que dejaba caer,
cada palabra suelta;
eso que dices cuando estás nerviosa
y no sabes como romper el hielo.
Era todo lo que hubiese deseado
y lo que esperaba desear.
Creía en mí
y no había nada más atractivo,
no había nada más...
Tuve tantas ganas 
de salir corriendo, 
que acabé en tus brazos.

J.Manuel Rico.

No sé de cuantas maneras, 
pero de todas te quiero.

martes, 17 de octubre de 2017

Eduardo Galeano.

El mundo es eso. 
Un montón de gente, 
un mar de fueguitos. 
Cada persona brilla con luz propia 
entre todas las demás. 
No hay dos fuegos iguales. 
Hay fuegos grandes y fuegos chicos 
y fuegos de todos los colores. 
Hay gente de fuego sereno, 
que ni se entera del viento, 
y gente de fuego loco, 
que llena el aire de chispas. 
Algunos fuegos, fuegos bobos, 
no alumbran ni queman; 
pero otros arden la vida 
con tantas ganas 
que no se puede mirarlos sin parpadear, 
y quien se acerca, se enciende.

lunes, 9 de octubre de 2017

Supe que me quería 
cuando escribió 
después de tanto tiempo, 
creyéndose desinteresado,
hablando de cualquier estúpidez; 
del tiempo, del color de las nubes, 
de mi sonrisa... 
Atragantándose con el orgullo. 
Qué alivio de asfixia.
Solo había deseado acostarse 
para dejar que la soledad y la decepción
se posaran como cuervos a su alrededor.
No comprendía por qué su cuerpo
luchaba por mantenerse sobre la tierra,
cuando su espíritu ansiaba tanto la oscuridad.

viernes, 29 de septiembre de 2017


Mataste todo 
lo que vivía en mí.
Ahora solo nos quedará rezar...
Hay personas 
que viven enamoradas del cielo 
sin importar el clima. 
Algún día encontrarás a alguien 
que te ame de la misma manera.

viernes, 22 de septiembre de 2017

martes, 19 de septiembre de 2017

Nos engañaron con lo de la piedra...

No existen las personas 
que tropiezan dos veces 
con la misma piedra. 
Nadie es tan tonto como para hacer algo así. 

Existen las personas 
que saben que existe la piedra,
 pero quieren tropezar igualmente. 

Porque hay personas 
que aman el dolor y la angustia. 
Les hace sentir vivos; 
ellos lo saben, 
lo saben perfectamente. 
No tienen una venda en los ojos,
ni se guían por el corazón 
sin pensar en la razón. 
No, ellos piensan en cada paso al abismo 
y les gusta lo que hace daño. 
De una manera casi psicópata.

 Y está bien, ¿Cuántos tropiezos puede aguantar un ser humano a lo largo de su vida? 

Ahí debe estar el límite, supongo..
¿Por qué nos empeñamos en que todo sea perfecto? 
Es como en esas fotos del antes y el después.
Hay días malos, destructivos, horribles...
Sí, los hay y está bien sentirse mal.
Está bien sentir que eres una mierda 
porque no lo vas a ser toda la vida.
Las emociones son sólo momentáneas, 
escasas, únicas...
Me gusta sentirme inútil y vivirlo, sentir que me ahogo.
Llorar sin razón o querer morirme porque pienso que estoy en un túnel sin salida. 

Pero está bien. Todo está bien.

La rabia que no se deshecha puede resultar peligrosa.

¿Sabes qué es romántico?
Que conozcas todo sobre mí;
mis paranoias y mis miedos
y que todavía no te hayas ido.
Eso sí que es romántico 
y no las flores, 
las cartas 
y los bombones.

viernes, 15 de septiembre de 2017